FF: Regresé 85 y me quedé hasta que nació mi hija. O sea, todo el año del 85 me quedé.

DW: Nueve meses de embarazo.

FF: Ajá. hasta que nació mi hija; entonces ella nació en el 86, en el mes de Enero y ya no más me quedé, sí, todo Enero, Febrero y Marzo y Abril me vine, otra vez vuelta en el 86 y fué cuando otra vez volví a pasar. O sea, que en esa ocasión te digo que me ayudó mi hermano. Mi hermano me ayudó para venirme; o sea, ya no me ayudaron otros amigos sino mi hermano; pero esa vez sí caminamos mucho; sí eso ya lo habíamos grabado.

DW: Que caminastes como dos días y medio; atramparon un tren pero se...

FF: Nos agarraron pues varias...o sea, una vez a mí nada más. Sí.

DW: Se quitó por el otro lado?

FF: Ajá.

DW: Tratastes otra vez.

FF: Y traté otra vez, si, por allí mismo,

DW: Y trampastes el tren. Pero solo.

FF: Sí.

DW: Hasta un pueblito y del pueblito fuistes en autobús hasta San Bernardino. Y los amigos de su hermano?

FF: Ellos llegaron hasta como a los 3 días más tarde que yo; o sea, tres días después.

DW: Yo no digo.... digo que de la central de San Bernardino, y los amigos de sus hermanos lo llevó hasta...

FF: Pués me llevaron con él, con mi hermano.

DW: OK, en este momento terminamos.

FF: Oh, si, verdad, allí nos quedamos.

DW: En este momento cuando llegastes a la casa de su hermano. Dígame, tenías que pagar por el coyote en este viaje?

FF: No, por ese viaje no, mi hermano me ayudó; o sea, él pagó el coyote; o sea que él no me dejó pagar; o sea, que el me ayudó a mi para que me viniera de allá de México, porque así nos hemos ayudado nosotros en venir para acá, en venir para acá, entonces él me ayudó y yo no pagué ni cinco, incluso, lo que le pagó al coyote, le pagó con una grabadora, una grande.

DW: Pero digo, por qué no el coyote no te llevó hasta San Bernardino; como hicistes casi la mitad del viaje solo; entonces tenías que pagar todo el gasto al coyote, o no?

FF: No. O sea, que el coyote era un amigo de mi hermano. O sea que trabajaban juntos en la misma...allí, compañía donde estaban trabajando, era un amigo y él salió por nosotros; o sea, que mi hermano lo mandó de San Bernardino a la frontera, a Mexicali lo mandó, y ya él como sabía el camino él nos trajo. Y allí, o sea que se pusieron de acuerdo mi hermano y él de que iba a ir por nosotros su amigo, pero que no ...no... o sea, no nos iba a cobrar lo que cobran los otros coyotes; ajá, o sea que el...esta uno agradecido con lo que le dió mi heremano,le dió una grabadora. O sea que no pagamos mucho dinero en ese tiempo, allí.

DW: Fué un favor.

FF: Sí, ajá, un favor...o sea, una ayuda que nod dió a nosotros , en el coyote. Como te digo, o sea, sí, yo pasé, como quién dice, yo pasé solo, pero...este...de todos modos el trabajo de él que hizo todo por enseñarme el camino y todo, pues quizás por eso llegué solo pero de todos modos él hizo mucho trabajo. Pero como te digo, no le cobró a mi hermano gran cantidad de dinero, no, allí.

DW: Bueno.

FF: Y te digo y entonces pues ya cuando yo llegué allí a, con ellos allá a trabajar al otro allá luego luego allí empecé a trabajar en la naranja, corte de la naranja. Pero no me gustó.

DW: Por qué no?

FF: Porque pues...será que como nunca ha trabajado uno en otros trabajos allá en nuestro pueblo pues allá trabaja uno, es diferente el trabajo del pueblo a los trabajos de aquí; entonces en el corte de la naranja tienen uno que escaleriar, enseñarse a poner las escaleras bien en los árboles y subirte, y luego colgarte como una bolsa, un costal, como una mochila y aventar todas las narajans aquí. Nos dan como un anillo que es ...o sea tijeras para cortarle el palito a la naranja. Entonces tiene que ir a una sola medida, que no vaya despencada tampoco, tiene que ir con un pedacito de palito de la naranja. Entonces a lo rápido tener que hacer todo, llenas el costal, bajas y hay que aventarlo a una caja grande cuadrada, una V. que les dicen, ???, son cosas así como las de la manzanas, las conoce las de la manzana, las cajas esas así igual, también en la naranja, también así y ese tiempo nos pagaban a $6; de $6 a $8 dólares pagaban la caja llena de naranjas. Entonces tenía que hacer yo por lo menos unas 10 cajas al día; y no, pues apenas hacía 3-4 cajas.

DW: Unas veces solamente 3 cajas?

FF: En el día, ajá, entonces era muy poquito dinero el que ganaba.

DW: Menos que $30 dólares.

FF: Entonces pues yo ví que también pues era muy pesado el trabajo allí. Sí estaba nuevo en ese tiempo, pero para hacer ese trabajo sí necesita uno tener mucha agilidad. Entonces ya después yo, como a los dos meses. Sí porque llegué allí el mes de Mayo; sí, como en Mayo lleguéallí con él. No más duré Mayo, Junio, y por tarde ha de haber sido como en Julio que le dije a mi hermano, "sabes qué? Ya me voy de aquí. Yo no estoy a gusto aquí." Dice, "A dónde te vas a ir?" "Que no, yo voy pa’ allá pa’ arriba, le digo, consígame un ride para irme pa’ San Francisco, le digo. Allá tengo el jale, le digo, ya pues trabajé el año antepasado, le digo, si existe todavía el Restaurante, quiero entrar otra vez al Restaurante. No aquí, le digo, ni para mándarles dinero para mi casa. Y allá qué van a hacer en la casa. No, no tengo dinero y a eso vine a trabajar para hacernos de una feria, le digo, y aquí no más para estarme manteniendo yo sólo." Está bien, le digo, no pago renta. O sea, no pagaba uno renta allí, no allí allí no pagabamos uno renta. Porque vivíamos en el campo.

DW: Fué como la tierra de la compañía?

FF: Ajá, sí, allí. O sea, que tenía una casa grande, camas así, camas de este lado. Un pasillo no más en medio y todos nos quedabamos así.

DW: Juntos.

FF: Vivíamos como unas 60 personas; o sea, era puro trabajadores.

DW: Wow!

FF: Era mucho trabajador, pero cuando teníamos ganas de tomar, de un refresco, una cerveza, o algo, teníamos que caminar como unas cinco millas. Así estaba de lejos la tienda. Pues, había veces que nos ibamos caminando. A medio camino las acababamos y regresábamos otra vez por más [risas]. Sí, estaba lejos la tienda. O sea, solos allá [risas]...y te digo...

DW: Eso no está bien. No estaba a gusto.

FF: No, no estaba yo a gusto allí, te digo, no más duré como 2-3 meses por lo mucho allí. Ya yo le dije a él, "consiguéme un ride...o consígueme dinero, que me prestes dinero le digo para pagar el boleto para irme para allá." Y ya me dijo, "sí, dice, te voy a conseguir el ride." Ya, pero no, no quiso ir al muchacho que le dijo que me llevara, porque era como el que meneaba todas las máquinas allí, que él me iba a llevar. Así como mayordomo era él. Pero a lo último no quiso ir, y ya después me dice, "sabes que? Dice, que siempre no te va a llevar el amigo con el que habíamos quedado." Pues que te parece si mejor te vas en el avión?" Le digo, "pues si me prestas la feria le digo porque no tengo dinero; lo poquito que estoy sacando no más para comer y pues ya mandé poquita feria para allá siquiera para que se estén manteniendo allá en la casa." Y no, si, él mismo me consiguió el dinero, no recuerdo cuánto me costó el boleto de allí de Ontario, a un lado de San Bernardino. De allí agarré el avión a San Francisco.

DW: Oh, si?

FF: Sí, ajá. Y, pues solo me fuí, allá llegué y pues como conoce uno allá; o sea, yo ya pues conocía, yo ya conocía y te digo, ya llegando allá; o sea, con el compañero que yo me había venido de mi pueblo, también con él me fuí para allá. Ajá, llegamos allá a San Francisco y luego luego fuí a visitar a mis amigos y todo, con los que había vivido antes y también fuí al Restaurante y me dieron mi trabajo. Y empecé a trabajar luego luego.

DW: En el mismo trabajo?

FF: Sí, en el mismo trabajo.

DW: Pero Felipe, explícame que pasó en la guía, y pasastes con tu primo, verdad?

FF: Sí, pasé con mi primo.

DW: Qué hicieron ellos?

FF: Allí, el muchacho allí se quedó. O sea, mi primo...

DW: Pero la migra los quitaron por el otro lado.

FF: O sí, a ellos los agarraron en la segunda vez que pasamos, a ellos los agarraron, ajá. Y ya después volvieron ellos otra vez a pasar.

DW: Lo mismo, caminando?

FF: Sí, lo mismo, ajá, caminaron lo mismo, y llegaron te digo como a los tres días.

DW: Y la tercera vez fué....cómo se dice? Se pasaron la tercera vez?

FF: Sí, a la tercera vez ellos pasaron. Sí, ellos pasaron la tercera vez. Entonces, cuando ellos llegaron yo ya andaba trabajando en la naranja.

DW: Explícame la diferencia de las pasadas; con el primer guía y este guía, el amigo de tu hermano. Porque la primera vez que llegaste aquí fuistes con un grupo de como 8 hombres, verdad? Cuántos hombres?

FF: Sí.

DW: Es como 6 ó 5 hombres, cuántos?

FF: Sí eramos como unos 10 hombres.

DW: Y no conocías a la guía, verdad?

FF: No...o sea, sí los conoce uno sí los ve. O sea, nos lo presentan. O sea que cuando agarra uno el este...el coyote allí, cuando lo agarra uno allí, llega y te dice los que te contratan pues, si quieres venir para acá ellos te dicen, "mira, esta persona es la que te va a pasar para allá." Pero como te digo, sabes, ellos son muchos; o sea, vamos a hacer una apariencia que ahorita yo te agarro a tí, te llevo no más a la esquina. Allí en la esquina ya otro fué el que me recibió, o sea que, yo ya me desaparezco de allí, otro es el que te lleva y a la otra esquina te agarra otro, y así son ellos, es una cadena. Es una cadena....

DW: Sistema.

FF: Ajá, es una cadena de hombres, de todos lo que...en grupo, o sea, son muchos los que pasan para acá.

DW: Pero que digo es que la segunda vez, cómo fué diferente que la primera vez que pasaba? No en realidad, pero cómo sentistes diferente?

FF: Es igual, o sea, viene siendo...o sea, es igual, no hay diferencia nada, porque es lo mismo, navega uno lo mismo. Sí porque si quiera fuera, vamos a suponer una diferencia de que ya porque me vine con un conocido, con uno que mandó mi hermano, que lo conocí bien, me pasa y luego luego al momento, a los ...vamos a suponer uno, a las 3-4 horas luego luego me sube a un carro, vámonos y ya muy tranquilo nos venimos. No, es lo mismo, o sea, fué lo mismo, igual como en la otra primer vez que me vine. Como te digo, la primera vez, así también caminamos mucho y nos metieron a las cajuelas del carro. Y también fué peligroso. Entonces con éste pasó lo mismo, que caminamos más tiempo; de eso sí, caminamos más tiempo y nos subió a un tren; un tren carguero, de trampa, o sea, allí nos puede pasar cualquier cosa también, es peligro, porque el tren va caminando.

DW: Puede perder una pierna o...

FF: Ajá. Sí, o sea, que no hay diferencia de nada, es lo mismo. Te digo, es lo mismo las dos pasadas.

DW: Pero este...tienes más confianza en el guía que conocía tu hermano, o en el guía que no conocías bien? Entiende lo que digo?

FF: Sí, sí, pues estaba...o sea, yo venía más confiado, yo venía con más confianza caminando con el que mandó mi hermano.

DW: Porque él tenía una amistad ...

FF: Ajá, con mi hermano una amistad.

DW: Con tu hermano, entonces por eso...

FF: Sí, yo venía más confiado, que decía "no, sí, pues me va a llevar por buen camino, este me va a llevar hasta allá, ajá, o sea, que sí, o sea, se siente uno con más confianza que con otros que agarra uno, porque con otras personas pues siempre viene uno con ??? de que no vaya a ser cierto, de que no me van a traer para acá adentro. Qué tal si me pierden en el cerro, o sea, así en el desierto, qué va a pasar? Qué va a ser de mí? Claro que así con el otro que mandó mi hermano pues con él si iba con mucha confianza porque dije, "pues lo mandó mi hermano." Esa es la única diferencia, pero te digo que casi por otra parte es lo mismo, la misma...también es mucho peligro con uno y con otro. Ajá, sí.

DW: Entonces, tú no estabas a gusto trabajando en el campo de las naranjas.

FF: No.

DW: Pero por qué siente que otros hombres estaban a gusto trabajando allí, por qué ellos no se fueron del campo?

FF: Porque ellos ya tenían mucho tiempo trabajando allí; incluso mi hermano pues él se quedó allí. El, como ya tenía mucho tiempo él trabajando, tendría como unos dos años trabajando allí en esa compañía, entonces él si ya sabía trabajar bien. Aja.

DW: Cuántas cajas podía llenar?

FF: El hacía al día, alcanzaba a llenar de 12 a 15 cajas.

DW: 12 ó 15, entonces ganaba más de $100.

FF: Oh, sí, él ganaba más de $100.

DW: Buen dinero.

FF: Mucho dinero, él ganaba más de...casi por lo regular todos de $80 a $100 ganaban allá.

DW: Pero, se puede trabajar allí por muchos años, no se cansa más rápido trabajando uno en el campo así o...?

FF: No trabajan todo el día. O sea, entrabamos a las 6:00-6:30 de la mañana, ya que aclareciera al día, entraba uno luego luego a trabajar, ya para las 12-1 de la tarde, ya estaba uno libre. Ellos mismos tenían carros, o van, para llevarnos al rancho y ya nos llevaban al rancho, ya allí se estaba uno haciendo la comida, o se ponía uno a lavar, o se salía uno al campo por allá a ver...no más a ver los animales porque ya ves, en el...como aquí, en la sierra, todo lo que hay, hay que los venados, que las liebres, todo eso..y así va uno por allá nada más a ver los animales.

DW: Los hombres por qué terminan de trabajar muy temprano; ellos tomaban mucho?

FF: No. Si no que...nada más hasta ese tiempo les daban los patrones, ese trabajo, nada más hasta la 1 ó 2 de la tarde. O sea que no los trabajaban todo el día, como en la mera temporada de la naranja, nada más hasta esas horas trabajaban. O sea que, yo me imagino que no trabajaban más porque como estaban...habían ranchos más retirados, más lejos, entonces iban a...vamos a suponer, como aquí que yo vivo en Watsonville, me toca trabajar aquí, entonces hoy vine para acá, mañana me toca ir a Salinas, entonces así no puede ni cambiarse de un lado a otro luego luego. O sea, mucho tiempo de...pérdida de tiempo. O sea, perder mucho tiempo en cambiarse de rancho a rancho. Pues yo me imagino que por eso no trabajaban todo el día, no más por las mañanas, un rato en las mañanas.

DW: Entonces, cuántos años ... todavía su hermano trabaja allí?

FF: No.

DW: Entonces, cuántos años trabajó allá?

FF: Yo me imagino que él ha de haber trabajado allí como unos 3 años. El trabajó allí como unos 3 años. No, él ya ahorita está trabajando...él trabaja en los caballos.

DW: En México, o?

FF: No, aquí en Estados Unidos, él trabaja allí en ???, allí por San Luis.

DW: San Luis Obispo?

FF: No. Sí, o sea, es allá por ???, California. Allá cerca de la frontera.

DW: Oh, por allí está.

FF: Sí, por allá trabaja él, a un lado de Arizona, sí, por allí está. Y ya tiene muchos años también trabajando allí en esos caballos.

DW: Y él tiene familia?

FF: No, él no tiene familia. No, nada más nosotros que somos los hermanos.

DW: El no tiene esposa en México?

FF: No, él es soltero todavía.

DW: Entonces, qué hace con su dinero. Ahorra dinero?

FF: No.

DW: O gasta todo?

FF: Todo se lo gasta, le gusta mucho apostar a los caballos, y le gusta mucho convivir con los amigos, sabrá Dios que hará su dinero. El tiene aquí en Estados Unidos como...86 pa’ 2002.

DW: Como 14 años.

FF: Como 14 años, tiene como 14 años aquí.

DW: Y manda dinero a sus padres?

FF: De vez en cuando. Sí, de vez en cuando manda dinero allá.

DW: Entonces, cómo es diferente tu vida y su vida? Cómo se gasta el dinero? Me entiende?

FF: O sea, la diferencia.

DW: La diferencia y cómo son similares.

FF: O sea que como cada quien trabaja como te dijera, así, cada quien, o sea trabaja uno diferente... como él, pues sabrá Dios que hará su dinero, no sé qué hará su dinero. Yo, la diferencia en mi, que como yo tengo mi familia, yo tengo que ahorrar, yo tengo que trabajar para ahorrar dinero para mandarle yo a mi familia, y él no, no se preocupa de nada. El como no tiene familia, él no más tiene a mis papás, a mis hermanos, pero él no se preocupa de nada de que tiene que estar dando gasto, gasto cada 8 días; como yo pues, que tengo que pues dar gasto cada 8 días, cada 15 días y tener la mentalidad de que tiene uno una familia a quién mantener.

DW: Sí, y cómo me explicas estás mandando dinero para mejorar su casa allá y su familia allá; pero si él no tiene familia allá... porque como me has explicado que venistes acá para ahorrar dinero para pagar drogas que hay allá y mejorar su vida allá, pero si él no tiene familia no está mandando dinero allá, por qué vino acá? Si su motivo para venirse acá fue para mejorar su vida en México; y si él no tiene los mismos motivos, por qué vino acá?

FF: Porque les gusta pues venir a las aventuras nada más, es una aventura de ellos que se vienen como ...como vamos a suponer yo también, yo vine a aventarme una aventura, a ver cómo me iba por acá; que sí con una mentalidad de que como tengo mi familia tengo que no desampararlos, o sea, tengo que estar con ellos, y ellos no, ellos que vienen a una aventura, nada más a venir a trabajar; sí a trabajar y andar nada más para arriba y para abajo; ajá, o sea, de andar de una ciudad a otra ciudad a conocer. Ajá. O sea, que él ha ido a conocer hasta cerca del Canadá; por allá estuvo un rato, allá se aventó como unos dos años se ha de haber aventado allá cerca del Canadá; o sea, con lo mismo pues de los caballos, donde quiera ha andado, pa’ arriba y pa’ abajo y pues en tomar se le ha ido el dinero, no sé. Te digo, o sea que son aventuras que a eso se viene mucha gente de allá de México, a eso se viene también, a las aventuras nada más y aunque no tengan familia, aunque no tengan a nadie, aquí se pierden...ajá, aquí se pierde. Como te digo, aquí, de eso sí, aquí el Norte tiene de todo, tiene mucho trabajo, el que quiere agarrar las drogas las agarran, y el que no, no más no y ya. Aquí por el trabajo que hay, hay mucho qué comer, hay mucho qué beber, hay mucho de todo...de todo tiene aquí. Lo que no puede hacer uno allá en México.

DW: Pero de los hombres que conoces aquí, que has conocido aquí de todo tu tiempo aquí, como cuántos vinieron aquí así como tu hermano, y cuántos vinieron aquí con un motivo para mejorarse en su vida en México? El porcentaje. Me entiendes?

FF: Pues este...ahorita hay mucha juventud, hay mucha juventud aquí que no más vienen a la aventura. No más vienen a la aventura, nada más vienen a pasarse un rato aquí, que vienen al Norte, que vienen que por que por acá está mejor y todo. Pero eso es lo malo, que no saben aprovecharlo y también hay pues como te digo, o sea, cada persona es un mundo, porque todos pensamos diferente. No todos...es lo mismo que yo a veces me pregunto, por qué si vienen para acá por qué no vienen a lo que vienen, a trabajar, y a hacer algo y hacer lo que se pueda allá en nuestro país; pero no, venimos aquí muchos de los que venimos para acá no más venimos, hay muchos que ni trabajan. No más andan allí de borrachos en la calle. Hay muchos que andan en las drogadicciones aquí, verdad? Se echan a perder aquí, aquí en este país se echa mucha gente a perder de allá de México. Pero por qué? Por lo tonto de uno.

DW: Dices eso porque ves eso?

FF: Lo he visto.

DW: O porque eso es lo que dice como el Padre en la Iglesia, o qué?

FF: No, lo he visto. Porque lo he visto; o sea, tengo amigos que han caído en todo eso. Pero por qué? Por tontos, porque son tontos ellos...este...como te digo, aquí nos dan una oportunidad, vamos a suponer...pone que no nos den permiso de entrar, pero sí nos dan una oportunidad de estar aquí, que no nos molestan mucho y no lo sabe uno aprovechar.

DW: Entonces de su experiencia, de como casi 16 años aquí, 16 años desde el principio, como del 84. Dices que ahora hay más aventura aquí que en años pasados?

FF: Sí.

DW: Como cuando llegastes aquí habían más hombres viejos?

FF: Este...pues había, como te dijera? O sea que en ese tiempo pues también había juventud; o sea había de mi edad, ajá, o sea en ese tiempo te digo yo tenía 22-23 años y había de los mismos, más chicos que yo aquí y también vienen a hacer los mismo, te digo. Ahorita, yo sigo viniendo, como te digo, ya ahora que yo regresé ahora en el 96, este, es lo mismo, otra vez vienen chamacos más chicos que yo, y aquí como te digo muchos sí saben aprovechar. Muchos sí trabajan bien como debe de ser. Porque sí, como te digo, aquí hay mucho trabajo, aquí el que no quiere trabajar por huevón, porque no tiene ganas de trabajar. Ajá. Aquí donde quiera hay trabajo. Donde quiera te puede uno ocupar a trabajar, ajá. También allá hay pues mucho trabajo en México, sí también hay trabajo pero no rinde el dinero como aquí.

DW: Pero cuando ves su vida en comparación a la vida de su hermano, u otros que no tienen familia en México, que quieres como decir a los hombres que no tienen buen motivo para vivir aquí?

FF: Hum...

DW: Entiendes? Porque sientes que su motivo aquí es diferente que el de ellos; sientes que aquí tienes un motivo más bueno que ellos? Porque como me explicas estás tratando de mejorar su vida en México y ellos a vivir por el día. Me entiendes? Están viviendo por ahora, están viviendo por una fiesta cada día, como afiestarse.

FF: Sí, pues a como te digo, o sea que si vinieran pues así, todos viniéramos aquí a lo que es, o sea, a trabajar, les iría muy bien a los muchachos, pero pues no sé, a como te digo, muchos de ellos nada más con trabajar 2-3 días, sacar dinero para comer, para pagar renta, es lo que nada más hacen, y a sus casas, o a sus papás no les mandan ni un cinco. Entonces pues yo diría que si vienen para acá deberian de venir a lo que vienen. Si vienen a hacer algo de ...o a salir pues adelante allá en México, ponerse a trabajar como debe de ser aquí y mandar todo para allá, o aquí mismo lo puede uno ahorrar, aquí mismo lo puede uno hacer. Pero, este....trabajar como debe pues uno trabajar bien, no andar no más trabajar un día o dos días a la semana, o tres nada más, no, sino que tener un trabajo no porque lo tengo, como te digo no porque tengo yo mi trabajo, no, sino que hay que buscar en donde trabajar de trabajo de diario, diario hay que trabajar diario diario. El poquito dinero que gana uno hay que ahorrarlo y hay que mandarlo para México, o uno mismo ahorrarlo aquí, o se puede uno vestir bien, calzar, para todo alcanza el dinero. Pero como te digo muchos así, ya porque trabajaron un día; yo conozco muchos amigos que trabajan un día, les pagan el día unos $70-80 dólares. De eso salen de trabajar, llegan a la casa, ya se compraron el 12 de cervezas, ya compraron...ya se tomaron esas 12, al rato sacan más dinero, y ya van por el otro. Cuánto les quedó de los $80? Ya se gastaron $30, y así se van, se van. Al final de cuentas a la semana, pues si no más trabajan 2-3 días, qué les queda? Nada. Yo conozco muchos amigos así, que así vienen aquí a trabajar, y pues yo diría que pues por qué no mejor buscarse un trabajo de diario diario y hacer lo más que se pueda, y salir ellos mismos adelante. Ajá. Salir adelante. Porque a como te digo, aquí pues sí, es mucha esclavitud el trabajo tiene uno que ... de eso sí, hay mucha esclavitud, pero también puede uno divertirse también puede uno...ganar dinero y salirte a la calle, andar con una, con otra por allí en la calle. Para eso, sí alcanza el dinero.

DW: Pero me has explicado que es importante que haya una persona aquí que le preste dinero a otro para venirse aquí, verdad?

FF: Si.

DW: Para pagar al guía, dejar un dinero allá para su familia, o solamente para pagar los gastos para empezar una vida aquí. Pero como me explicas si hay muchos hombres que no son responsables. Cómo puede tener uno confianza que si les presta dinero a ellos, los van a pagar?

FF: Me los va a regresar? Pues uno les da confianza a toda persona, ajá. O sea, si también lo conoce a uno. Porque si no conozco yo a la persona, yo no le voy a prestar ni cinco. O sea, como me ha pasado a mi de que hay veces que han ido así desconocidos, que "préstame tanto..." O sea, así de dinero, o si no lo conozco es como si se lo regalara. Entonces, si yo confío con aquella persona que me va a pagar mi dinero, le presto para que se venga. Que si por X cosa pase cualquier cosa, así que no...que se vaya por otro lado y que ya no lo vea, pero pues con el tiempo, con el tiempo, o sea que el tiempo dá, el mundo dá muchas vueltas. Al rato nos encontramos y al rato tengo que cobrarle. Si, o sea, uno confía en las personas y a como te digo, si la conozco les presta uno dinero, si no...

DW: Has prestado dinero a un hombre y él no le regresó el dinero?

FF: No, a nadie le he prestado dinero así.

DW: Nunca?

FF: No, nunca. Así que yo pues les preste dinero y que no me lo regresen. No, de eso sí no, nunca he prestado. Sí he prestado dinero, pero a personas que conozco yo, aquí mismo, aquí amigos, hay muchos queiros que no tienen para pagar renta, o a veces nada más, "que préstame tanto, quiero comprar ésto." Anda usted...les doy el dinero, luego me lo regresan.

DW: Si tienes que pagar por su renta y gastos y también mandar dinero a México.

FF: No, nada más.

DW: Cómo tienes el dinero para prestar a otros hombres? Ahorras un poco...

FF: Yo tengo que ahorrar un poco para mí, no todo lo mando yo para México, o sea, si, vamos a suponer como ahorita, si gano a la semana unos $200, a México no más mando la mitad y me dejo yo la mitad aquí. O sea, que de todos modos tiene uno que traer dinero en el bolsillo, por algo que necesita uno.

DW: Cuando ahorras dinero para tí; cuando mandas la mitad a México y ahorras como la mitad para tí, para pagar sus gastos, todavía no tiene mucho para gastar por vestidos buenos, para afiestarse, poco sí, pero en comparación a otros hombres que no tienen que mandar dinero allí ellos tienen más que gastar que tú, verdad?

FF: Sí, o sea, hay muchos que sí, que no les mandan para allá y ellos traen más dinero para gastar.

DW: No sientes como un poco...

FF: Que me sienta un poco así...este... que porque no traigo pues yo mucho dinero como ellos, no. No, no siento otro así porque yo más me siento más feliz porque sé que también mi familia tiene dinero allá y ellos no, ellos traen todo el dinero en la bolsa, pero su familia no tiene allá en su casa. Entonces no tiene caso que yo, o como el amigo, que con todo el dinero en la bolsa, aquí divirtiéndome y todo y ando donde quiera y allá mi familia pidiendo hasta en prestado para comer. Es como te digo, o sea, que yo me siento un poco más mejor que la otra persona, porque yo siquiera lo poquito que traigo, que sean $20. $30, $40, o $50, aunque sea poquito, pero ando bien a gusto porque sé que también mi familia tiene dinero para que estén ellos comiendo allá.

DW: No sientes un poco como tú y Salvador tiene un motivo...más motivo que ellos y sientes algunas veces más alto que ellos porque tienes como un motivo y no sientes como perdido como ellos?

FF: No.

DW: Pero me has dicho que a veces sienten que unos hombres aquí son perdidos porque no están trabajando, enfiestando y no tienen un buen motivo.

FF: Sí, pues o sea, como te digo, muchos de ellos así sienten todo eso; o sea, están pues....los vé uno que así están ellos, pero este...sobre de lo que me pregunta no, yo me siento bien así.

DW: No te sientes mejor que ellos?

FF: No, tampoco. Yo soy igual que todos, si lo tengo yo a nadie le demuestro lo que tengo. Pues siempre he sido yo la misma persona, no porque lo tengo o porque vamos a suponer, si yo fuera un hombre rico que tuviera aquí tiendas y que tuviera....o que fuera dueño de una taquería o algo, sentirme más arriba que los trabajadores, yo me imagino que yo sería el mismo...o sea, yo no me sentiría muy alto, muy arriba. O sea, no porque hay veces que también los mismos por allí en la calle, los Americanos allí los has visto allí en la Pacific hay mucho Americano guaynito, pues que yo voy pasando...están allí parados y piden dinero. Yo saco el dinero y se los doy. Ajá. Les doy que el dolar, o dos quarters, ó tres quarters, lo que traigo se los doy . Para qué es? Pues para su mismo vicio de ellos. Es pa’ sus vicios, como te digo, yo, a toda la gente hay veces que sí, a mucha gente como allá en Watsonville...unos...hay muchas personas que me han pedido dinero en prestado y hay veces que yo los veo también que son pues de mi mismo pueblo, que me piden dinero en prestado ellos para tomar nada más. Entonces, a ellos sí no les presto yo dinero porque allí me dá coraje que como para eso sí piden dinero en prestado. Y no piden dinero en prestado para comer, o para mandar para México. Entonces eso, a mi no me gusta así que sean así pues, que pidan dinero en prestado, o que como te digo hay veces que también llegan y "dame ésto, dame esto otro..." Pidiendo las cosas, está bien. Pero hay veces que las agarran sin pedir permiso de uno, entonces tambié no está bien así; como te digo yo a varios les he dicho también "mira, cuando quieras dinero, pedirme dinero, sí te lo doy, o te lo presto, pero para que le mandes a tu casa; yo no te voy a prestar dinero para que te vayas a la cantina." Yo también anduve en las cantinas, yo también fuí, en mis tiempos cuando era joven, yo también andaba en las cantinas. Yo también conocí mucho de cantinas. Yo me gastaba todo mi dinero. Entonces, a como te digo, ahora que yo he regresado para acá, yo he querido salir un poco adelante, o sea, salir, no ...no a hacerme rico, no. Porque yo creo que nunca, ya uno cuando nace que es pobre, que no tiene uno dinero yo creo que así va a quedar uno, pero siquiera salir un poquito adelante, o sea, tener, no mucho dinero ni poquito, no como antes que no teníamos ni para ...que no podía fincar mi casa, que no podía hacer ésto, no podía hacer nada. No podía vestir a mi propia esposa, o vestirme yo bien...No anda uno bien vestido que digamos, pero sí tiene uno para comprar 2-3 cositas por allí.

[end of first side of tape]

FF: Y sí te digo, o sea que pues..

DW: Pero...este....ves un poco de su vida pasada en los hombres que están tomando ahora en las cantinas. Me entiendes? Que has ido en tu vida a las cantinas, tomastes mucho de su dinero y ves un poco de su experience en los hombres que ves.

FF: Sí, o sea, yo por eso a como te digo, yo ahorita ya pues sí, yo creo que con el tiempo agarra uno las experiencias, ajá, con el tiempo, como te digo yo ví muchas cosas, ví muchas cosas, entonces yo también, así como las veía antes cuando yo estaba chiquillo, yo veía de otras personas mayores que yo todo lo que hacían, entonces cuando yo crecí entonces pues también a mi me gustó andar por allí de carajo, andar en las cantinas, entonces... ya ahora últimamente, ahora últimamente que como te digo ahora que me ayudó mi hermano a venirme para acá un poco más mejor; o sea que ya como que reacciona uno, ya no echar a perder todo lo que eché a perder antes; ahora ya no, quise todo mejorar, ya no tomar, ya no andar en las cantinas. Sí tomar en la casa, con los amigos 2-3 cervezas, pero ya como antes ya no.

DW: Cuando yo fuí, como 2 meses atrás fui a la iglesia de San Patricio y yo escucher al Padre y él habló sobre como esos problemas, o la vida de hombres que llegan aquí y toman mucho, o hacen cosas que no son responsables, y él muchas de sus palabras fueron sobre las responsabilidades de los hombres aquí y me dices cosas muy similares. Este, la comunidad en Watsonville, la comunidad de los inmigrantes, ellos...y Mejicanos en general, pero ellos están...ellos piensan mucho sobre eso? Cómo tener una comunidad fuerte o una comunidad unidad? Me entiende? Una comunidad llena con hombres que son responsables o sientan como esos hombres que están tomando están como perdidos, como tú me dices. Ellos piensan que esos hombres no ayudan a la comunidad. Me entiende?

FF: Sí, sí, te entiendo. O sea que lo que pasa es como te digo que cada persona piensa diferente. Como te digo, yo pienso en esto así de que pues, si todos pensaramos de que hay que trabajar, hay que estudiar, hay que divertirse sanamente en todo, estaría uno muy bien; pero así como te digo que ya porque tiene uno el trabajo, ya gana uno dinero y luego luego muchos hay en este en Watsonville ó en varios ranchos dondequiera llega los viernes, luego luego se va uno a la cantina; llega el sábado, los que trabajan hasta el sábado luego luego hacer una carne asada en la casa, cocho por 8 días y cervecear. Ocho por ocho días, como te digo, nosotros también lo podemos hacer y como te digo, o sea, que nos alcanza el dinero, o sea, que lo que gana uno en la fresa, o en la mora, o donde quiera alcanza para hacer una cooperación entre todos los amigos, pero pues quedara nada más en un día, pero hay muchas de las personas que no nada más en un día toman, si no 2-3 días y como te dijera? Pues si todos pues así nos pusieramos de acuerdo en trabajar en hacer lo más que se pudiera, pues sí, allá saldría uno adelante, cada quien en su familia. Cada quién en su familia saldría uno.

DW: Porque yo...es que yo lo que pregunto es por qué me dices casi las mismas cosas que me dijo el Padre?

FF: Porque te digo que, o sea que yo lo he visto aquí con los amigos que yo tengo, o aunque no sean mis amigos pero con otras personas. Yo lo he visto aquí con otras personas, con otros compañeros que a veces andan así, pues que vienen nada más a divertise; como te dijera? Como a divertirse, como a pasar el tiempo por acá nada más. Porque incluso aquí en Santa Cruz está un parte donde ocupan gente, va mucho gabacho a ocupar a la gente allí en la 41. Allí hay a veces que si no llega el patrón, porque allí vamos a poner tú tienes tu casa, tu quieres que así en tu casa...tu vas allí a la 41 y el primero que ves allí luego luego tu le vas "vente, vamos a trabajar."

DW: Por KMart?

FF: Ajá; entonces, hay muchos que sí van a lo que van allí, a trabajar; pero muchos van, se ponen a jugar a las moneditas; estar juegue y juegue allí, toda la mañana, ven que llega el patrón con el carro, ni siquiera se mueven...allí siguen juegue y juegue, verdad? Es como te digo, o sea que yo lo he visto; yo lo he visto mucho con varias personas, ajá, yo lo he visto aquí en Watsonville, en México también es lo mismo. Allá en México también es lo mismo allá, cuando yo anduve trabajando un rato así en el campo yo me iba a trabajar al campo, llegaba del trabajo cuando llegaba yo a mi casa yo veía en la calle chamacos o señores mayores que yo, no más allí sentados, plática y plática con otras personas o estar tomando muy temprano. Más en México se ve, están tomando muy temprano; no sé si llegastes allí por el border del río; por allí escondidos estar tomando allí, en vez de que se pongan pues a trabajar; como te digo, y yo a veces así le digo, ojalá y Dios no me castigue al rato que yo también caiga pues así, que también me guste mucho el trago. Por que te digo, a mi me gustó un rato; yo empecé a tomar muy chico, entonces como te digo, yo lo ví, lo trabajé también, trabajé cuando antes de que yo viniera para acá me aventé trabajando 3 años en una cantina. Yo veía como llegaban allí los señores de billetes, unos que no tenían ni dinero, pero allí lo poquito que tenían iban y se lo gastaban allí a la cantina. Teníamos muchachas allí trabajadoras; allí muchos llegaban que porque tenían mucha feria; se sentaban con una muchacha, "vénte..." la sentaban por un lado y luego luego le soltaban..."allí está tu feria." Que eran ricos, dueños de montes, dueños de casas, ajá, dueños de carros que tenían carros entonces como de esos ojoloteros, ajá, como te digo, yo la vida que tengo ahorita, la poca vida que tengo, yo he visto de todo. Incluso, como te digo, yo he visto así personas, que hay veces que el niño lo traen en la calle sin zapatos, con un pantalón todo roto. La mujer pidiéndole dinero en prestado a la comadre o a la vecina, o va a su casa a pedirle a su mamá "préstame ésto, préstame el otro." Y el esposo borracho nada más y allá en la cantina; yo lo he visto todo eso.

DW: Pero Felipe, qué me dices es que sabes que hay gabachos aquí, Americanos aquí que piensan lo mismo de todos los Mejicanos, que vienen aquí, quieren vivir del gobierno, quieren vivir, que quieren como tomar, no trabajan muy duro; si hay unos que trabajan duro pero aquí tenemos demasiados Mejicanos y los muchos que están aquí toman mucho, caminan por la calle, quieren como encontrar mujeres Americanas y me dices casi las mismas cosas. No casi lo mismo, pero...similar. Qué piensan estos Americanos, es la verdad?

FF: Si.

DW: Pero la mayoría de los hombres no toman, la mayoría de los hombres aquí trabajan, verdad?

FF: Sí, aquí trabajan.

DW: Entonces está hablando sobre un grupo pequeño.

FF: No, sí, un grupo pequeño, como aquí también la gente, muchos de los Mejicanos pues, de todos nosotros, como dices tú venimos aquí pues a ver qué le saca uno al gobierno de aquí de Estados Unidos, porque muchas de las mujeres...cuántas no se embarazan, de las que son de allá de México y ni trabajan, no más a ve qué les dá el gobierno para su niño porque aquí ayudan de todo, y mucha gente de los hombres también, de los hombres yo conozco hombres que vienen de allá de México a trabajar aquí que vienen que a trabajar, pero a qué vienen? Nada más vienen a ...cómo te dijera? En el trabajo luego luego que se descomponen, y ya les dan..

DW: Como Ernesto?

FF: Ajá. una apariencia vamos a suponer como Ernesto.

DW: Como él no trabajó cómo por cuántos años?

FF: Por 3 años, 3 ó 4 años.

DW: Vive de qué? Cómo vive?

FF: Sabrá Dios de que vivirá el amigo, de su esposa será.

DW: Sí hizo daño a una parte de su cuerpo, verdad?

FF: Pues sí, dice que se hizo daño.

DW: Tuvo un accidente, verdad?

FF: Ajá, que tuvo un accidente.

DW: Estaba viviendo de los cheques de la aseguranza.

FF: De la aseguranza, ajá. De allí estaba viviendo.

DW: Pero eso no es malo, eso no es su culpa. O no sabes?

FF: No, no sé.

DW: OK, quiero hablar sobre su tiempo en San Francisco otra vez. Regresastes a trabajar en la cantina; después de trabajar en San Bernardino, fuistes a San Francisco otra vez a trabajar en la cantina, en el restaurante.

FF: En el restaurante, sí.

DW: Por cuánto tiempo trabajastes allí?

FF: Nada más llegué por Junio, todo ese fin de año hasta como por Enero, como por Febrero del 87, por allí así.

DW: 8 meses?

FF: Como unos 7-8 meses trabajé.

DW: Y esta vez no tenías que pagar las drogas de la pasada, verdad.

FF: No.

DW: Entonces cuando trabajastes a principio empezastes a ahorrar, o no?

FF: Sí, pues empecé a ahorrar poquito, poquito ajá. O sea, pues como también, o sea lo mismo, o sea que antes pagaba también poquito, pero también era lo mismo, o sea, se rendía el mismo dinero allá en México pero te digo, lo poquito que podía mandaba para México y así nada más duré como unos 8 meses nada más.

DW: Pero mandastes dinero para su hija?

FF: Sí, para mi hija, porque como la tuve enferma, todo ese tiempo la tuve enferma, entonces pues todo se me fué en puros gastos de ...que de los doctores, que del hospital, de todo eso; todo mi dinero así se fue y no ahorré dinero y como no tenía, en ese tiempo no tenía todavía casa, o sea no tenía terreno, no hice nada.

DW: A dónde se quedaron ellos?

FF: A ellos los dejé en su casa de mi señora, con sus papás. Allí con sus papás la dejé allí, sí, y como te digo, o sea que no hice absolutamente nada por lo poquito que me pagaban y ya pues lo más que podía mandar para México, pero como era puro todo caro, 8 días, cada 8 días, entonces pues me aburrí y dije "no, pues no tiene caso que esté yo tan lejos de mi familia y sin poder hacer pues nada"; ya mejor me regresé para México otra vez; allí a ver a mi familia.

DW: Regresastes después de 8 meses?

FF: Sí.

DW: Regresastes con un poco de dinero?

FF: Sí, pues sí, con un poco de dinero, sí pues regresé yo con un poco de dinero para allá y lo poquito que yo tenía ahorrado allá que ahorró mi señora, con eso nos la pasamos un rato nada más y pues de todos modos como te digo, uno de casado tiene uno que tener una responsabilidad de que tienes que trabajar para darle algo a tu familia, no estar atenido a que "voy a visitar a mi mamá, voy a visitar a mi suegra a ver qué me dá para darle de comer a mis hijos," no, tiene uno que tener una responsabilidad ya de casado, que tienes que endrogarte o trabajar para comprarle uno zapatos a tu esposa, un vestido, un pantalón, pero que ya salga de tu bolsa, entonces ya no, no porque tu mamá te dá todo o tu mamá te tiene consentido que todo..."mamá, pues dame pues dinero pa’ comprarle ésto a ella?" No pues ya no, no es lo mismo, o sea que ya uno tiene que ser ya parte de la demás familia, ajá de sus padres; o sea que ya cuando se casa uno, ya no más tiene uno que ser con la pareja; tiene uno que ser responsable ya con la pareja.

DW: Y después de 8 meses, te fuistes en avión de San Francisco hasta ...

FF: A Guadalajara nada más. Ya de allí agarré autobus para Queréndaro .

DW: Y fue suave?

FF: Sí.

DW: No tuvistes problemas cuando venistes?

FF: No. Allí no, allí no tuve nada de problemas allí.

DW: Y cuando regresastes la segunda vez, cuando llegastes al pueblo, qué hicistes?

FF: Pues a trabajar, luego luego a trabajar en el campo; anduve trabajando en el campo.

DW: De qué?

FF: Como te digo, o sea que como nosotros hacemos canastas, nuestro trabajo allí...luego luego al campo a trabajar. Anduve con mi papá trabajando, buscando material y todo. Nos pusimos a trabajar, y como te digo, o sea que ya después todavía en ese tiempo a mí me gustaba mucho tomar y había veces que me juntaba con mis amigos, ya todavía solteros, yo de casado, salía, me iba con ellos a la calle, llegaba yo a veces a la casa de mis suegros a las 9-10 de la noche, 11 de la noche.

DW: En San Francisco?

FF: No, en Queréndaro . Llegaba a esas horas a la casa, entonces mi suegro luego luego como que no le gustaba que yo anduviera todavía pues en la calle en la noche y como pues allá en México, o aquí también es lo mismo ... No, más allá en México, que ya cuando se casa uno como te digo tiene uno que ser responsable de la familia, como que se junta uno. Entonces yo no muy bien era responsable, muy bien.

DW: No?

FF: O sea que todavía yo, yo me salía a la calle, yo andaba como soltero. Ajá, yo todavía andaba como soltero en la calle; entonces yo veía que no le gustaba un poco a mi suegro, y un día yo me puse a tomar, yo tomaba, como te digo, yo tomaba mucho en ese tiempo y una vez mi suegro me quiso regañar, que por qué pues tomaba bien harto, que qué tanto también hacía en la calle, qué pasa, qué no tenía yo a mi familia que me estaba esperando allí. Entonces yo me molesté con él, nos enojamos y ya después yo le digo a mi esposa, "sabes qué? vámonos de aquí, vámonos a vivir solos, en una casa solos ya así, si tienes que comer comes, si hay que agarrar órale, si no, a ver cómo ??? y nos salimos de la casa de mi suegro, agarré mi señora, agarré mi hija y me fuí a rentar una casa solo. O sea, ya a echarme más responsabilidad encima yo, entonces mi suegro se molestó conmigo también, se enojó, que por qué hacía eso? Que sabe qué? "Le digo, es que no me gusta que a mi me diga nada. Le digo, yo sé cómo ando en la calle, yo sé lo que tengo en la casa y todo...le digo...mejor me voy solo a vivir." Me fuí solo a vivir, allí sí, como te digo, yo ya ...pero yo tenía que trabajar para pagar renta cada mes, también sacar dinero para comer, para vestir a mi hija y a mi señora y para mí, ajá, entonces pues ya también mi señora me empezó a ayudar a trabajar, también en la casa, ella trabajaba conmigo, empezamos a vender golosinas en la calle.

DW: Qué son golosinas?

FF: O sea, una tiendita chiquita, una mesita como esta, tener bolsitas de dulces. Entonces, así empezamos a salir adelante nosotros. Ajá, sí.

DW: Pero, entiendes por qué su suegro se sintió así?

FF: Sí, porque como...o sea él se sintió así porque como te digo que él quería tenerme allí, que no saliera a la calle, que no tomara pues....o sea, era un bien para mi.

DW: Era bien.

FF: Ajá, era un bien para mi, que no quería que anduviera no más en la calle, que anduviera tomando, que no me juntara con uno, con otro, borracho por allí; un bien para mí para que ya no tomara yo. Pero a mí no me gustó; o sea, que yo...como te digo, yo era de las personas que a mi no me gustaba que me dijeran nada; ajá. entonces por eso fue que yo mejor decidí dejarlos a ellos, y luego también de irme con mis papás tampoco, porque también ella, mi esposa, no iba a estar a gusto con mis papás, entonces mejor los dos solos decidí irme a vivir solo con ella y así estuvimos buen tiempo solos viviendo.

DW: Y cuando estaba en Queréndaro , cómo me explicas y otros me lo han explicado a mi, cuando inmigrantes regresan, los que pueden, los que tenían el dinero les gusta gastar mucho, les gusta vestir bien, enseñar que ellos han salido...

FF: Han salido adelante, pues.

DW: Han salido adelante y cuando regresastes tú, no tenían mucho dinero, no tenían cómo. ...o cómo? Tenían cosas para enseñar a los poblanos que "mírame...yo...."

FF: Que yo fuí al Norte?

DW: Ajá.

FF: No, no. Como te digo, no hice, en ese tiempo yo no hice así mucho dinero, no más lo poquito...que como te digo, lo poquito que ella me ahorró, lo poquito que yo tenía, pero no, nunca yo he demostrado que tiene uno. Hay veces que la misma gente se fija ya cuando empieza uno a fincar casa; como incluso era cuando yo empecé a hacer mi casa, en el 97...en el 98; sí, en el 98 empecé yo a fincar mi casa, luego luego me echaron allí los vecinos. O sea, pues, muchos platicaban; oía a veces mi esposa que decían "mira, por así, mira nada más ahora sí se ve que está mandando mucho dinero Felipe de allá del Norte, ya se están haciendo casa; mira no más que casonón van a hacer....que ésto y que el otro." Pero la misma gente se fija, la misma gente se critica unos a los otros, incluso hay muchos que hay hasta a veces echan a uno que dicen "de seguro ha de andar hasta de narco traficante allá, por eso va a hacer buena casa, por eso está haciendo buena casa, ó por eso compró buena camioneta que trae, buen carro, buen todo." O sea, pero no saben a veces cómo trabaja uno aquí.

DW: Y por eso tiene un poco motivo aquí para mandar más dinero, para sentir, o para enseñar a las personas en Queréndaro , que estás responsable, o que estás mejorándose aquí, está trabajando mucho aquí. O si tu esposa te habla en el teléfono que si me gusta que tenemos estas cosas y estamos mejorando la vida, por qué yo me siento como...

FF: Arriba...que de qué...o sea más...

DW: Me siento mejor, me siento...

FF: Sí, o sea.

DW: Por eso tienes motivo aquí de trabajar?

FF: No por eso, sino que pues más bien me vine para acá pues para salir adelante, pues, o sea, tener algo. Como te digo, no lo suficiente, pero sí salir un poquito adelante no como cuando estaba, en tiempos cuando empecé a ...como te dijera, cuando empecé a...cuando me casé, que no tenía nada, porque como te digo, cuando yo estuve viviendo, en casa de renta pues era una casa como ésta, pero ya cuando me hice del terreno, me fuí a donde vivo ahora, donde tengo mi casa en el golfo, vivía en una casa de madera, pero no como éstas de madera, no. Sino que allá uno les dice casas de madera porque el techo es de lámina de esas de cartón, sí la conocistes?

DW: Aha.

FF: Alrededor igual, también láminas de cartón alrededor, pura de lámina de esas negras. No sé si hayas visto casas de esas allá, así estuve yo viviendo, duré viviendo más de un año; sí como un año, dos años viviendo así, en casa de cartón, sin luz, no teníamos luz tampoco allí. O sea, como te dijera vivíamos en una parte que se dice...en una pobreza que no tiene uno ni un cinco, ni para comprar material para hacerme de mi casa, aunque sea de tierra, porque yo, en el tiempo que yo estuve allá en México, del...ni me acuerdo en qué tiempo nos dieron esos terrenos, pero cuando nos lo dieron yo iba a trabajar al campo, o trabajaba en la casa e iba al río y me ponía a hacer adobes. No sé si conozca...como el tabique. Los adobes así de este vuelo, grandes, hacíamos adobes allí con mi familia, con mi papá, para hacer nuestra casa. E incluso, los primeros cuartos que hice en la planta de abajo, esos son puro material que yo hice, puro adobe, como tabiques, pero son más grandes los adobes, los hice yo en el río. Como toda esa tierra es buena para hacer casas, entonces allí nosotros mismos hicimos ese material allí, con mi esposa estuvimos trabajando, ella me ayudó mucho, ajá.

DW: Pero rentastes la casa, la casa que rentastes fué de madera?

FF: No, era de tabique.

DW: De tabique.

FF: De tabique la casa.

DW: Entonces cuándo vivistes en una casa de madera y cartón?

FF: Cuando ya yo dejé la casa esa, cuando me cambié yo a mi terreno que tengo ahorita.

DW: Que me explique eso, cuánto tiempo estaba rentando?

FF: Duré rentando como año y medio nada más.

DW: Año y medio?

FF: Ajá, como un año y medio nada más duré rentando.

DW: Entonces, durastes en México...cuándo? Rentastes la casa, pero tú estabas allá.

FF: Sí, sí, yo estaba allá.

DW: Y después de un año y medio, salistes de esa casa.

FF: Me salí de esa casa de tabique y me fuí a vivir a mi terreno que me regalaron.

DW: Quién te regaló eso?

FF: Ese terreno me lo regaló uno que estaba de Presidente del pueblo. Ajá, él nos regaló esos terrenos.

DW: Que es el Presidente ahora?

FF: No, ya tiene muchos años que él fue Presidente.

DW: Fue ???

FF: Aha.

DW: Y por qué regaló terreno a los poblanos? Por sus votos?

FF: Pues por sus votos, hay muchos que por eso lo hacen, ajá; y luego como tengo otro hermano mayor que yo, él fue el que anduvo...él fué el que fue a pedirles esos terrenos a ese presidente, como esos terrenos eran baldíos; o sea, que esos terrenos pertenecen al federal; o sea, que son de canales. Como es en el río, eso es federal todo eso. Entonces mi hermano fué y le dijo que si no podía pues darle esos terrenos a la gente; entonces se juntaron varias personas y fueron a pedirselo al Presidente, y no, si, con el tiempo duró casi como ...yo creo que fácil un año para darnoslo.

DW: Gratis?

FF: Sí, gratis nos los dió. Ajá.

DW: Está por el rio, en medio del campo del rio.

FF: Donde está el campo deportivo....más derecho para arriba, hasta el puente.

DW: Hasta el puente, pero, por el otro lado.

FF: Por el otro, ajá.

DW: Por el lado del campo.

FF: Por el lado del campo de la hacienda, ajá.

DW: Pero no del lado del campo de football?

FF: No, para el otro lado.

DW: No hay una línea de casas.

FF: Esa línea de casas así, por allí está mi casa, allí. Si yo sé que todo eso allí, te digo, todo eso era baldío, antes pues, en ese tiempo atrás, todo eso allí no había mucha rama, mucha hierba, de todo había allí. Incluso había hasta animales. Había animales de esos como alicantes, colarillos, animal bravo allí había. Porque como estaba todo solo allí, nosotros pues rebajamos el ???, nosotros quitamos toda la rama, todo, acomodamos cada quién su terreno que nos dieron, porque nos dieron un terreno de 10 metros de ancho, por 10 de fondo. O sea que 10 x 10 nos dieron esos terrenos; no son grandes, son pequeños. Son pequeños esos terrenos.

DW: Y, salistes de la casa que rentastes a la casa de madera y cartón?

FF: Ajá.

DW: Por cuánto tiempo vivistes en esta casa? En la de madera y cartón?

FF: Yo creo que ha de haber durado como unos 2-3 años viviendo así.

DW: Y durante ese tiempo no regresastes aquí? Allí te quedastes.

FF: No, allí estuve. Allá me quedé. Duré 10 años sin venir para acá.

DW: Esta manera de vivir es como la más pobre de todo el pueblo, verdad?

FF: Sí.

DW: Los poblanos, los hombres del pueblo, que tienen las casas de madera y cartón son los más pobres de todos.

FF: Son los más pobres de todos, sí.

DW: Y se sienten como los más pobres en el pueblo, se sienten que las otras personas saben que no tiene mucho?

FF: Sí, o sea, como te digo, mira, allí por ese lugar donde nosotros vivimos, allí cayó mucha gente pobre, a todos los que ...incluso, el Presidente cuando nos dió esos terrenos a todos les preguntó que quién tenía casa...que porque él no le iba a dar terreno a las personas que ya tuvieran casa adentro del pueblo. Dice, "si no tienen casa sí les voy a dar un terreno aquí, para que se hagan su casita, aunque sea de ...allí de cartones." Y mucha gente, casi la mayoría de gente les dió así pero casi por lo regular la mayoría de gente vendieron sus terrenos, por la misma necesidad de que no tenían ni un cinco. Vendieron sus terrenos. Nosotros no.

DW: Y siguieron a rentar?

FF: Y se fueron a rentar, ajá. Sí. Entonces como te digo, nosotros no. Mi papá, allí alcanzó terreno mi papá, porque también mi papá nunca tuvo él casa. Cuando nosotros eramos chicos también mi papá nos traía de una casa a otra, rentando nada más. Nunca tuvimos nosotros una casa propia cuando nosotros eramos chicos. La casa donde vive Ernesto, esa era de mis abuelitos.

DW: Fué de tus abuelitos, el terreno.

FF: De mis abuelitos, ajá, el terreno, entonces esa casa supuestamente mis abuelitos se la dieron a mi tío y a mi papá, a los dos les dieron esa casa, que se repartieran la mitad cada quién, pero mi tío no le quiso dar nada a mi papá.

DW: No quiere dar nada.

FF: No le dió nada.

DW: Y el tío es el padre de Jaime.

FF: De Jaime, ajá. Y no le quiso dar nada, entonces, lo corrió mi tío a su hermano, pues, a mi papá, lo corrió de la casa, entonces mi papá quiso peliarle, quiso meter un abogado para pelear la herencia que le dejó sus papás, pero nosotros no quisimos. Nosotros no quisimos que se metiera en problema mi papá, porque incluso le dijimos a mi papá, "ya para qué peleas? Para qué tienes problemas con tu hermano." Le digo, no te quiso dar la mitad de casa por voluntad, le digo, tú vas a pagar el abogado, vas a gastar dinero, no lo tienes; le digo, no tienes dinero, de dónde vas a pagar al abogado, al licenciado, de dónde? No le vas a ganar, porque también mis abuelitos, cuando compraron ese terreno los papeles, la firma de los papeles las firmó mi tío, el papá de Jaime. O sea, que, como quién dice, la casa pues era de él. Nada más que mis abuelitos, como no más eran 2 hermanos ellos dos, ellos 2 eran hermanos, por eso mis abuelitos les dijeron que la casa era de los dos y que si no estaban a gusto que se dividieran la casa, la mitad cada quién. Pero mi tío fue un abusivo. En qué quedó? Se acabó mi tío en la borrachera; su papá de él, o sea, si pasó esa historia de ellos, en la borrachera se acabó su papá; allí está, todos desaparecieron, todos se vinieron ellos van disbaridos todos, y nosotros, gracias a Dios, todavía seguimos juntos la misma familia de nosotros. A mi papá le gusta mucho tomar también, ajá, le gusta mucho tomar a mi papá. Le hemos llamado la atención por un lado y por otro y esto que, pues ya que deje el trago, por su hermano pues ya ves cómo acabó, pero no, no lo quiere dejar mi papá y pues no podemos hacer también así.

DW: Entonces él se fué a rentar.

FF: No, él tiene su casa, mi papá.

DW: Oh, si?

FF: Sí.

DW: Pero en este momento no tenía.

FF: En ese momento no teníamos, no, él se fué a rentar luego luego. Ajá, se salió a rentar y también y pues mi tío y los muchachos, Jaime, Ernesto, que estaban más chicos, se quedaron con la casa ellos y nosotros a rentar, mi papá pues...yo ya estaba casado en ese tiempo. Allí, yo ya estaba casado. Y te digo, o sea, que allí tiene mi papá su casa, yo mi terreno, un hermano también tiene su casa, el mayor que yo, el que fué a solicitar los terrenos él también tiene su casa, como te digo ese era mi hermano el mayor, tiene su casa allí y Pastorita, como te digo, ya mis papás ya se hicieron de su casa por mis hermanos que están aquí todos también. Mi otro hermano pues también se hizo su casa de allí, yo también me hice mi casa, tengo mi casa por un lado allí, allí vivimos, casi junta la familia.

DW: Allí, desde el día que regresastes de San Francisco, cuánto tiempo durastes, quedaste en Queréndaro ?

FF: Me quedé 10 años en México.

DW: 10 años?

FF: 10 años duré en México, sin venir para acá. Como te dijo, trabajé allí.

DW: Con canastas?

FF: En las canastas, en el campo....

DW: De qué?

FF: En la agricultura.

DW: De qué? De sorgo?

FF: En el sorgo, en el maíz, en los chiles, en todo eso trabajé; y después trabajaba también de ayudante de albañil, en haciendo casas, también en eso trabajé. Después me ofrecieron de ese otro trabajo que te digo allí, en una cantina, allí trabajando de mesero. Allí trabajé también, te digo que trabajé 3 años.

DW: Esta cantina cerca por el puente del río?

FF: No sé si llegastes a ir a Zinapequal? Antes de llegar a Zinapequal, allí estaba una cantina.

DW: Por el lago?

FF: Adelante del lago. Sí, por allí trabajé 3 años.

DW: 10 años allí.

FF: Y 3 años trabajé y te digo, en esos 10 años trabajé en todo eso, así, en la cantina 3, ya después pues en ese tiempo ya mis hermanos me decían que si me quería venir para acá.
"No, aquí estoy a gusto, le digo." No quiero Norte ahorita.

DW: Por qué?

FF: Porque estaba...o sea, allí donde el trabajo en el que estaba me pagaban, no bien que digamos, pero tenía un trabajo seguro, que era cada 8 días lo que me pagaban; estaba con mi familia, pues los veía a todos, entonces no deseaba mucho el Norte. Pero ya después se cerraron las cantinas, nos las quitaron, entonces sí pues no más que venirme, que venirme para acá, le digo a mi hermano, "pues qué, me vas a ayudar?" "Si, dice, vénte si quieres."

DW: Durante esos 10 años empezastes a construir su casa, verdad?

FF: De apenas, o sea, cuando entré a la cantina, en los 3 años que estuve en la cantina, allí fué cuando empecé a construir; porque como te digo, allí sí me alcanzaba poquito para...a como te digo, trabajaba yo también haciendo mis adobes... empecé a construir, hice mis adobes y todo, y ocupé a un señor para que me hiciera mi primer cuarto de puro adobe. Me endrogué, compré teja de esa de cemento.

DW: Por suelo, por todo eso.

FF: Y el piso era pura tierra.

DW: Oh, el piso fue de pura tierra.

FF: Ajá, y te digo, y así estuve viviendo por buen rato. Ya después fue cuando me ayudaron mis hermanos para venirme ahora en el 96. Y ya en el 96 no más duré en 96, y 97 y me fuí pa’ México. O sea que en el 96 hice otro cuartito aparte. Hice un cuartito, ese sí es de puro tabique y loza, pero todavía tenía yo mi casa de adobe con tejas, entonces ya cuando yo regresé en el 97, le tumbé las tejas a mi casa y le puse buen...o sea, buenos castillos, graves, todos y le eché colado a todo. O sea, ya le puse buen techo, ya para sentarle otra casa más arriba. Y no pensaba yo hacer casa más arriba; o sea, yo pensaba arreglar toda la parte de abajo pero ya con el tiempo siempre tiene uno que ver el futuro pues más delante, porque como no más teníamos un cuarto, eran dos cuartos así en la cocina, entonces me dice mi señora, "cómo le vamos a hacer, dice, ya van los niños creciendo, ya necesitamos tener una privacidad, como los niños, como nosotros."

[end of tape #3]

Copyright (c) 1996-2003 The Regents of the University of California. All Rights Reserved
Document maintained on server: http://www.lib.berkeley.edu/ by: David Michael Dunham
Server manager: Contact
Last updated 06/06/03.